Aportar a las metas de sostenibilidad de organizaciones y empresas socias ha emergido como una tendencia en aumento, y es a lo que -en parte-, apunta la propuesta de la empresa Refil, basada en la reutilización.

Las preferencias de consumo consideran cada vez más la responsabilidad social, la inclusión, y el impacto que generan los productos o servicios, según el estudio Iniciativa Chile Sostenible 2022, de ENDEAVOR y Sistema B. El mercado se ha volcado a exigir un mayor cumplimiento de medidas de sostenibilidad a organizaciones de todo tipo, lo que también aplica para interacciones entre empresas, en un modelo business to business, o B2B.

Según la compañía internacional, experta en temáticas de sostenibilidad e ESG, Plan A, las organizaciones que operan con este modelo, y que no son proactivas a la hora de implementar medidas de sostenibilidad, se exponen a riesgos financieros, competitivos y normativos. Por otra parte, las que ya han avanzado en esta dirección, pueden impulsar sus acciones al asociarse con proveedores sostenibles, por ejemplo, reduciendo sus emisiones indirectas y sus costos, y aportando a acciones con impacto social.

Desde esta perspectiva, la empresa chilena, Refil, opera como un socio y proveedor estratégico, capaz de aportar a las estrategias de sostenibilidad de sus clientes a partir de un modelo basado en la reutilización de productos de higiene y limpieza.

Datos para impulsar una transformación sostenible

Según una encuesta SAP Insights de 2021, menos de un tercio de los ejecutivos del mercado medio internacional están completamente satisfechos con la calidad de los datos de los que disponen para impulsar una transformación sostenible.

En este sentido, además del servicio de retiro y reposición de productos, Refil cuenta con un portal para sus clientes que detalla datos actualizados que pueden aportar a las mediciones de la huella de carbono de sus compradores, permitiéndoles ahorrar energía y reducir su impacto ambiental.

“La trazabilidad que generamos y que entregamos de forma personalizada, le permite a nuestros clientes contar con trazabilidad y medición de impacto bajo los estándares de transparencia requeridos hoy en día. Nuestro equipo también analiza las compras que realizan para reducir costos y consumos, disminuir la huella ambiental, y fomentar la inclusión laboral. Es un portal súper amigable: cuenta con eco-equivalencias, y a través de este espacio también podemos coordinar los retiros y las reposiciones de forma expedita”, dice Antonio Irarrázabal, CEO de Refil.

Un modelo de negocio con triple impacto

Con la premisa de acabar con el plástico de un solo uso, Refil destaca por su modelo de ventas por volumen, focalizado en empresas y grandes instituciones, evitando que miles de envases terminen en la basura, y reduciendo la extracción de materias primas, como agua, CO2 y energía.

Además de la línea de envases, en donde se encuentran el cloro, jabón y detergente, entre otros, Refil cuenta con productos fabricados con material 100% reciclado, buscando abastecer una amplia gama de necesidades corporativas. Aquí se encuentran el papel, el papel higiénico, las bolsas de basura, los paños y los escobillones, entre varios más.

“Los clientes de Refil pueden llegar a ahorrar hasta un 65% en sus compras. Cambiando productos diluidos por productos concentrados, instalando centrales de recarga, y mediante reutilización, hemos logrado que clientes que antes utilizaban casi 9 mil envases al mes funcionen hoy día con un 100% de envases retornables”, agrega Antonio de Refil.

A estos impactos se suma una variable social, ya que las operaciones de la empresa se desarrollan en el Centro Inclusivo de Reciclaje (CIR) de Kyklos, en donde las tareas de segregación y valorización para un posterior reciclaje las realiza un equipo con discapacidad cognitiva, con lo que Refil también aporta a la inclusión laboral.

Las compras corporativas tienen el potencial de introducir principios ambientales y circulares en equipos de trabajo y en la sociedad, y al privilegiar a proveedores como Refil, se pueden enfrentar desafíos sociales, mientras robustecen las propias estrategias de sostenibilidad.

Comparte este artículo

Síguenos en nuestras redes

Contáctanos

Mándanos un mensaje y te responderemos a la brevedad.